lunes, 17 de junio de 2013

//

"El autor de este libro es un zombie"

Libro: El autor de este libro es un zombie
Género: Juvenil, Misterio, Terror
Editorial: Everest
Páginas: 192
Precio: 14'96€


Sinopsis:
En el pueblecito costero donde viven dos hermanos hay un tipo que tiene un bazar de trastos viejos y un taller donde arregla pequeños cachivaches estropeados. Acuden allí un día por encargo de su madre para que Dionisio, el dueño, arregle el desperfecto de un cuadro. Para su sorpresa, cuando van a recogerlo, lo que se encuentran es un extraño garabato cubriendo la cara del personaje del cuadro.

Dionisio les dice que ha sido obra de su nuevo ayudante y los hermanos quedan muy intrigados. Dionisio les enseña otras “obras” del misterioso ayudante y los hermanos se sienten aún más atraídos por su extraña temática: un ser enterrado, una anciana en una habitación que parece colgar boca abajo del techo, un hombre alto con un sombrero de copa… A los hermanos les parecen verdaderas obras de arte que, además, quieren contar una historia. Por eso, le piden a Dionisio que les presente al autor, que trabaja silenciosamente en la trastienda.

Allí encuentran a una persona muy extraña: un hombre grande, de mirada vacía, y con poca o ninguna intención comunicativa, pero que para su sorpresa empieza a hablar con gran dificultad. Se llama Robinson Dostoievsky y les cuenta su terrorífica historia en la que los hermanos se verán también involucrados, combinándose la curiosidad infantil y los acontecimientos fantásticos relacionados con un tesoro y con ciertas prácticas de brujería. 



Opinión de MJ:
Todas aquellas personas que me conocen saben por qué decidí leer este libro, estaba la palabra zombie en el título. No había más que leer o pensar. Tengo que decir que el título te hace pensar una cosa que no es, lo que una cree que es encontrará por tratar la temática zombie nunca aparece, y encima la obra mejora con el paso de las páginas para llegar a un final tan sorprendente que no sabes si bajarle o subirle nota al libro por haber jugado contigo de esa manera.

El autor de este libro es un zombie. Bien, si tú coges un libro que se titula así, ya te vas haciendo una idea de lo que puedes encontrar en sus páginas, ¿verdad? Pues desechadla, es equivocada. Seguimos: Aparece el término zombie en el título y tod@s esperamos sangre, vísceras, destrucción, muerte, miedo, carreras y al típico zombie susurrando a tu oído eso de "Mi querer cerebro, ñam ñam"... Coged también esa idea y a la papelera de reciclaje.

Entonces, ¿qué nos queda para saber qué encontraremos en las páginas de la novela? Nada, no nos queda nada y eso es lo más bonito que puede haber. Pensar que encontrarás una cosa, que no sea así y que el autor te sorprenda de tal manera que prefieras esa visión de los zombies, ya que es muchísimo más terrorífica que aquellos que simplemente te pegan cuatro bocados.

Lo bueno de este libro es que juega con el lector desde el principio. Primero captura tu atención con un personaje misterioso como él solo y unos cuadros que son inquietantes y atrayentes al mismo tiempo, para luego seguir con una historia llena de intriga, tensión, engaños y personajes que nos dejan con la boca abierta.



Aunque son dos adolescentes los que nos cuentan la historia, los personajes verdaderamente importantes son el hombre misterioso y las personas que salen en esta ilustración (vienen varias a lo largo de sus páginas):



Son enigmáticos, nunca lo cuentan todo, siempre se guardan algo, van varios pasos por delante de ti, tienen motivos ocultos, hablan de forma enigmática... Lo tienen todo para que el lector se ponga con el libro y  no lo suelte hasta que lo acabe. Yo lo acabé en una tarde, con eso lo digo todo.

La primera parte del libro es la mejor, fue la que devoré; luego entraríamos en la segunda mitad del libro donde todo se vuelve extraño, no se entiende muy bien lo que pasa, piensas que el ritmo ha bajado, no lees tan deprisa y entonces llegas a ese final en el que quieres quemar al libro y al autor. ¿Por qué? Porque ese final no podía ser, eso no era un final. Te sientes un poco engañada, sigues leyendo lo que suele ser el 'epílogo' y aquí, justo aquí, llega el momento en el que te das de cabezazos contra la pared. Te das cuenta de que todas, absolutamente todas las respuestas las tenías delante desperdigadas a lo largo de todo el libro y no te habías dado cuenta.

Es una novela bastante atípica tanto por los personajes, el tema zombie, la estructura del libro, el giro argumental del final y la falta de explicación sobre esos personajes que os he mostrado en la ilustración de arriba. Normalmente cuando leo una historia me gusta saberlo todo o casi todo de los personajes, más si son importantes para lo que ocurre, y aquí el autor no nos cuenta mucho de ellos dos. La historia no cojea para nada por ello, pero te quedas con esa espinita clavada por no saber quiénes eran, de dónde venían, cómo es que tenían esas habilidades, qué fue de ellos... Al fin y al cabo por sus actos fue por lo que pasó lo que se lee en las páginas del libro.

Sé que no estoy escribiendo una reseña típica donde os cuento por encima cómo son los personajes, pero el libro es atípico y por lo tanto la opinión también debe serlo. Tengo que tener sumo cuidado de no poner mucho sobre los personajes o la trama para que ésta os soprenda como me sorprendió a mí. Si lo hiciera al modo habitual sería mucho más sencillo para vosotr@s atar cabos y la lectura no sería tan impactante como debería serlo.

Si alguien quiere leer un libro en el que el autor es un verdadero zombie por una historia truculenta, mística y sorprendente, no debería dejar pasar la oportunidad de leer el libro. Es corto, intenso, se lee en una tarde y ese final no dejará indiferente a nadie. Se ama o se odia.





 Puntuación

9 Comentarios

Añadir comentario
  1. Lady Boheme dijo... 21 de junio de 2013, 11:39

    ¿Y yo por qué creía que había comentado? Estoy fatal de la cabeza.

    Reconozco que con el título, aunque me hace gracia, no me llamaba mucho, pero la verdad es que con tu reseña me dejaste muchas, muchas, muchas ganas de leerlo, esas ilustraciones me pueden!! Y ahora que haces el sorteo, pues hay que aprovechar...

    ¡Besos!

    Responder
  2. Ojodegato dijo... 27 de junio de 2013, 17:37

    Aún no había leído ninguna reseña del libro, y la tuya me ha encantado. Das los datos exactos para no revelar nada de la trama ni de los personajes, algo que se agradece mucho.

    Me dan más ganas de las que tenía de leer el libro, que sea una historia diferente y atípica me anima mucho a leerla, y espero que pronto caiga en mis manos.

    Responder
  3. Ithil dijo... 1 de julio de 2013, 13:32

    Tengo que confesar que el hecho de que un libro juegue con el lector me llama poderosamente la atención.
    Tenía ideas preconcebidas sobre qué podría tratar el libro pero las he ido descartando todas por loq ue has comentado. Eso sí, no ha decrecido mi curiosidad por él.

    Y por supuesto, me gustan esos libros que despiertan sentimientos asesinos hacie al escritor. Creo que, cone so cumplen perfectamente su cometido.
    Besos

    Responder
  4. Espe dijo... 3 de julio de 2013, 10:32

    Aunque los zombies no son lo mio, se ve que este libro es diferente y bastante original. Me has dejado con ganas de conocer algo más de él.

    Un beso

    Responder
  5. Cielo dijo... 3 de julio de 2013, 20:23

    Coincido plenamente con tu primera línea escrita, claro que si aparece en el título la palabra zombie hay que leerlo porque promete mucho, y ya la portada de todos modos es atrapante!!

    Responder
  6. Eneri dijo... 4 de julio de 2013, 21:38

    Tengo que comentar esta entrada sin ninguna gilipollez. Mira que me lo pones difícil, MJ. Las gilipolleces son un estilo de vida, como las lentejas. O las tomas o las dejas. ¿Y cómo dejas las gilipolleces? No se puede. Son una obsesión. Te obsesionan. Cuando vas a decir algo inteligente dices "¡no! por qué decir algo sensato cuando puedes decir una gilipollez". Supercalifragilisticoespialidoso.
    ¿Te has visto el primer capítulo del anime de los nadadores? Tienes que verlo.
    En Madrid hace aire y acabo de toser. No sé si ir a por agua, ¿tú irías?
    Se me acaba de quedar el pie dormido.

    PD: Las ilustraciones me dan miedo.

    Responder
  7. magicdaphne dijo... 11 de julio de 2013, 12:26

    Hola, soy @Freak_Librarian (TW). Estaba mirando por internet algunos libros juveniles (nos dan dinero, podemos comprar, yujuuu!) para la biblio. Me ha hecho gracia este título, y me gusta la idea de coger algo de terror. Pero... ahí va mi pregunta, tú que lo has leído, ¿lo recomendarías a partir de 12 o para más adelante? Es que tengo separados los libros de +12 (=transición) de los +14. Y bueno, eso. Que necesito de +12.
    Perdona por enrollarme y gracias!
    Abi.

    Responder
  8. Duermevela dijo... 11 de julio de 2013, 21:29

    @magicdaphne: A ver, el libro se puede leer a esa edad porque la escritura es sencilla, es narrado por niños de esa edad y no tiene escenas fuertes de ningún tipo, pero la verdad es que no tengo ni idea de si es para esa edad o no... En la web de Everest pone que es para mayores de 14 y creo que tienen razón, no sé explicarte el por qué pero no lo veo para niños más pequeños.

    Responder
  9. Marta P.M. dijo... 5 de diciembre de 2013, 12:42

    Hola veras este libro me encanta,me fascina y con tu reseña me dieron mas ganas de leerlo gracias a ti (:

    Responder

Publicar un comentario

Cuando escribas un comentario ten en cuenta las siguiente cosas:

-Guarda siempre respeto hacia otros comentarios.
-Comenta algo relacionado con la entrada.
-NO se admiten links a otros blogs. Todo comentario que tenga un link externo será eliminado automáticamente.
-Todo comentario que sea del tipo "Me sigues, te sigo", será automáticamente eliminado.