martes, 26 de febrero de 2013

//

Haven (3ª temporada)

Título: Haven
Nacionalidad: Estadounidense
Temporada: 3ª
Género: Fantasía, Ciencia Ficción, Misterio, Policíaco
Año de emisión: 2012
Actores:  Emily Rose, Lucas Bryant, Eric Balfour, Nicholas Campbell, Richard Donat, John Dunsworth, Adam Copeland, Bree Williamson, Stephen McHattie.


Opinión de la primera temporada
Opinión de la segunda temporada



Sinopsis:
Audrey Parker, agente del FBI, es enviada a un pueblo costero llamado Haven para intentar atrapar a un delincuente peligroso. Durante la estancia en dicho pueblo será testigo de que éste es un refugio para gente especial, gente con poderes...

Tras el final de infarto en la segunda temporada el misterio enfila su final. Las dudas sobre la verdadera identidad de Audrey Parker, lo que ocurre con ella cada cierto tiempo, por qué ocurre ello, la sociedad secreta que ayuda a los problemáticos, el futuro nefasto que vimos sobre el asesinato de Duke por alguien con cierto tatuaje... Muchos enigmas serán resueltos, pero otros más importantes ocuparán su lugar.



Tráiler:




Opinión de MJ:
Después del final de infarto y esperar al momento en el que no tendría nada que hacer para ver Haven con tranquilidad o de golpe por las ansias de saber qué ocurre, por fin la he visto y he quedado encantada. Si ya dije que la segunda temporada mejoró muchísimo y me gustó mucho, la tercera llega todavía más lejos porque sí, esta vez sí, nos dan respuestas después de un crescendo que es imposible de obviar. 

Audrey ha sido secuestrada y Nathan pierde los papeles, tanto que apunta con su pistola a Duke por cierto mensaje que le dejó su padre... Maldita  manía de que los hijos paguen por los pecados de sus padres. Así nos dejaron y así empezamos la nueva temporada. Todo está patas arriba y la situación pinta mal, pero tod@s sabemos que esta serie sin Audrey como que no.

En esta temporada este personaje, para mí, muta. Empieza de tal manera que me cae mal aunque luego, poco a poco, se va resarciendo. Las cosas como son, quitando lo de los primeros capítulos que me hicieron sufrir por Duke, entiendo a la chica. Su situación es algo fuera de lo normal, escapa a la razón y eso hace muy difícil encontrar una solución que satisfaga a todos. La entiendo y por eso ya a mitad de temporada me cae bien de nuevo.

Lo que me hacía sufrir por Duke es bastante sencillo. Por una parte el tema de su posible futuro donde era asesinado por alguien de la hermandad; en lo concerniente a  Audrey, por todo lo que le pide (y sus consecuencias) en los primeros episodios; y cómo no, porque los guionistas se la tenían jurada y en esta temporada su vida corrió peligro una cantidad ingente de veces.

Duke toma más importancia en la tercera temporada, mucho más. Ya en la segunda su vida quedó perfectamente soldada a 'los problemas' y aquí eso se nota porque no hay capítulo donde no esté involucrado, tanto con los problemas ya mencionado como con Audrey... Lo que nos hace comprender, al menos en parte, el consecuente cabreo de Nathan.

Nathan para mí es el tercero en discordia aunque en realidad todo el mundo sabe que acabará con Audrey. Sigue con su problemilla, sigue queriendo a Audrey pero sigue sin hacer nada, sin decírselo a ella, que al fin y al cabo es con quien quiere estar. Esto hace que la relación entre ambos se deteriore por momentos y entre él y Duke llegue a cotas de maldad bastante impredecibles. La tirria de este personaje a Duke me sorprendió mucho.

Duke evoluciona, Audrey hace lo que pude con lo que siente y su inminente futuro, y Nathan decide jugar con fuego quemándo en más de alguna ocasión. Si en la segunda temporada este chico ya no me gustaba mucho, con lo que hace en estos capítulos casi lo repudio. Y digo casi porque no hace nada realmente inconveniente, pero si se suma lo que sale en cada capítulo terminas por no entenderle y le coges manía.

Luego ya tendríamos al que llamo 'el limpiador' (que ya quisiera yo que viniese a limpiar y no precisamente por la suciedad), la psicóloga a la que se le termina cogiendo cariño, a cierto personaje nuevo que no comentaré para no destripar nada y los dos reporteros que no soporté hasta el último episodio.

Las diferencias de esta temporada respecto a la anterior que la hacen mejor son varias. Empezando por la sencilla razón de que no sobra ni un mísero capítulo, pasando por el cambio que sufren los personajes, los primeros problemas un tanto surrealistas, y como ya he dicho antes, porque por fin van desvelando aquellas dudas que teníamos desde el principio de la serie. Ahora sí nos responden y nos dejan en ciertas cosas con la boca abierta. Tiene buenos giros argumentales (el chico de colorado y el papel de cada periodista), y el final es asombroso y también de infarto. 

Pero también diré que ese final de temporada es peligroso, no sé cómo enfocarán la cuarta temporada, pero como intenten mostrar las 'dos perspectivas' pueden cagarla porque lo de Audrey no sé cómo podrían hacerlo. Tengo unas ganas locas de ver cómo sigue tanto por los nuevos misterios, como por saber cómo se las arreglarán y por saber qué caminos explorarán.

Por cierto, no sé cuándo emitirán la cuarta temporada, si alguien se entera de algo que avise.

(Obviamente veo innecesario decir que que la recomiendo, la puntuación y mis ansias por ver la continuación son suficientes pistas)




Puntuación

0 Comentarios

Añadir comentario

    Publicar un comentario

    Cuando escribas un comentario ten en cuenta las siguiente cosas:

    -Guarda siempre respeto hacia otros comentarios.
    -Comenta algo relacionado con la entrada.
    -NO se admiten links a otros blogs. Todo comentario que tenga un link externo será eliminado automáticamente.
    -Todo comentario que sea del tipo "Me sigues, te sigo", será automáticamente eliminado.